Las tarjetas de gel

El rediseño de las tarjetas de gel con el propósito de obtener resultados exactos y fiables

Ficha técnica

Tipo de innovación: Reactivo

Ámbito: Análisis clínicos

Líder de innovación: Liderazgo compartido

Año: 1995

Etapa: 1972-2002

Difusión: Internacional

Impacto económico: Alto

Nivel de innovación: Evolutivo

Patente:

Relaciones interdisciplinares: -

Las pruebas para garantizar la compatibilidad de la sangre transfundida con la sangre del receptor son cruciales para garantizar la seguridad de las transfusiones. Esto implica determinar, por un lado, el grupo sanguíneo de acuerdo con el sistema ABO y, por otro, el tipo Rh, un factor especialmente importante en el caso de las mujeres embarazadas, debido al riesgo de incompatibilidad entre la madre y el feto.

La técnica de aglutinación en columna de gel

El desarrollo de la técnica de aglutinación en columna de gel supuso un avance significativo. Este método, patentado por el Dr. Yves Lapierre en 1984, se convirtió en la norma del sector. La técnica se basa en el uso de la tarjeta de gel. Como su nombre indica, se trata de una tarjeta con seis u ocho microcolumnas, y cada una de ellas contiene un reactivo de aglutinación sanguínea diferente suspendido en gel. La sangre se pipeteaba en los pocillos en la parte superior de cada tubo y, tras someter las muestras al proceso de incubación y centrifugación, se leían y analizaban los resultados.

La conexión con DiaMed

La empresa suiza DiaMed era el líder mundial en esta tecnología que había patentado y empezado a comercializar en Europa y los Estados Unidos en 1988. Diagnostic Grifols se aseguró los derechos de distribución de las tarjetas DiaMed en España y Portugal, y emprendió un ambicioso programa de I+D dirigido a automatizar los análisis mediante tarjetas.

El acuerdo comercial entre Grifols y DiaMed concluyó en 1996, cuando la empresa suiza decidió abrir una filial en España para distribuir sus tarjetas. No obstante, Grifols siguió vendiendo a DiaMed el instrumental necesario para la técnica de aglutinación.

La conexión francesa

La pérdida de esta asociación hizo que Grifols buscara una fuente alternativa de tarjetas y terminara firmando un contrato de distribución con una empresa francesa, Diagast, fabricante de las tarjetas DianaGel, que, con un formato de ocho pocillos, utilizaban un conjunto específico de reactivos y ofrecían una buena legibilidad .

No obstante, también había algún inconveniente. El formato de ocho pocillos era incompatible con parte del equipo utilizado con las tarjetas DiaMed. Además, existía cierta preocupación por la calidad de las tarjetas francesas.

“El nuevo producto combinaba un formato de ocho columnas con un nuevo gel que mejoraba la sensibilidad y la especificidad. Al mismo tiempo, mejoraba la calidad de los anticuerpos monoclonales y los eritrocitos que funcionaban como reactivos.”

El rediseño de las tarjetas de gel

Tras un litigio de patente entre DiaMed y Diagast, la empresa francesa se vio obligada a suspender sus actividades en relación con las tarjetas de gel. En este punto, Grifols adoptó la decisión estratégica de adquirir la tecnología de Diagast y emprender su propio programa de fabricación de una versión de las tarjetas rediseñada y mejorada.

A lo largo de varios meses, el equipo de I+D examinó distintos tipos de gel, estudió su comportamiento y realizó un seguimiento de las fuentes de error. Durante este proceso, incluso el Dr. Víctor Grifols i Lucas, ya jubilado, volvió al trabajo para aportar su experiencia. Finalmente, el nuevo producto estuvo listo. Combinaba un formato de ocho columnas con un gel innovador que ofrecía unos niveles de sensibilidad y especificidad superiores a los de las tarjetas DianaGel. Al mismo tiempo, mejoraba significativamente la calidad de los anticuerpos monoclonales y eritrocitos que funcionaban como reactivos. Este producto, bautizado con el nombre de tarjeta DG Gel, se convirtió en todo un éxito.

Daniel Martorell, director del proyecto que desarrolló la tarjeta, lo resumía de la siguiente manera: "En este proyecto de innovación destacaría el trabajo en equipo y que en todo momento hemos sentido la tradición de hacer productos de alta calidad: la percepción de una escuela de hacer las cosas bien hechas".

De los tres elementos requeridos para llevar a cabo la aglutinación en columna de gel, es decir, los eritrocitos como reactivos, el instrumental y las tarjetas, fueron estas últimas las que plantearon el desafío más grande desde el punto de vista de la fabricación, y fueron necesarias una serie de mejoras e innovaciones previas para dotar al producto de la estabilidad y calidad necesarias para producirlo en grandes cantidades.

Bibliografía

  • Avellà, R., & Miquel, B. (Eds.). (2015). Cuando un sueño se cumple. Crónica ilustrada de 75 años de Grifols. Barcelona: Grupo Grifols, S.A.
  • Grupo Grifols. (1996). La tarjeta DianaGel, el núcleo del Sistema. Revista Cosmos: periódico para los colaboradores del Grupo Grifols, 4(1), 5.
  • Grupo Grifols. (2004). DG Gel: un nuevo estándar en la técnica de aglutinación en columna. Revista Cosmos. Periódico para los colaboradores del Grupo Grifols, 30, 5
  • Grupo Grifols. (2004). Move to 8! Move to Grifols! Promotional campaign for DG Gel cards. Revista Cosmos. Periódico para los colaboradores del Grupo Grifols, 39, 2.